2.09.2009 Otra vez la ley de Murphy

2 septiembre 2009 en 12:25 | Publicado en Diario de a bordo | 1 comentario
Etiquetas: , , , , , , ,

Como no podía ser de otra manera y desafiando una vez más a las previsiones, a las 6 de la mañana, salimos de isola Mal di Ventre en dirección Norte.
El día anterior fondeamos a vela y evidentemente, el ancla fue a parar al lugar menos indicado: un agujero de piedras rodeado de posidonias. Según Joan Antoni y una vez oído el parte para las próximas 12 horas, no había problema; máximo 3 nudos de NEE. Pero a la 1 de la madrugada, el viento ya era de 10/12 nudos y del SE. A los 20 nudos, sonó la alarma de fondeo: estábamos garreando. Así pues, no tocó más que levantar mayor, encender motor y salir de allá.
El viento duró dos horas y luego llegó la calma que Joan Antoni aprovechó para reparar el balumero de la génova mientras yo me dedicaba a gobernar el velero e intentaba ir a rumbo. Llegamos a Bossa Marina y fondeamos lejos de las boyas. Aún así, se acercó un auxiliar para decirnos si nos podíamos echar un poco más atrás ya que estábamos cerca de la salida de los windsurferos…..le dije que si era algo vital o si estábamos incumpliendo una de las miles de normas que te ofrece “el primer mundo”, lo haría pero sino, prefería no volver a encender el motor. El hombre lo entendió y dijo que realmente no había ningún problema…..menos mal. Por la tarde bajamos a tierra para celebrar mi cumpleaños. Nos acercamos a un muro que hace la función de marina y rápidamente ya nos advirtieron que ahí no podíamos dejar el auxiliar. Señores: paguen una noche de marina y así podrán acceder a tierra. Ese fue el mensaje del encargado que además me decía que como ya era 1 de septiembre, la tarifa se había reducido casi un 50%. Igualmente no quise preguntar precio y aún menos, escandalizarme por ello. Así pues, con los dos remos, llegamos a la playa y atamos a Talulín en un cartel que avisaba que aquella playa era privada. Es decir, la única playa que hay en el pueblo de Bossa marina.
Y más de mal rollo que de bueno, fuimos a pasear y al final, nos quedamos en una terracita en frente del los talulas para poder observarlos mejor. Me quedé tranquila y pude disfrutar de un super plato de espaguetis al dente con almejas que estaba delicioso.

Anuncios

20.07.2009 Somos tolerantes?

20 julio 2009 en 19:57 | Publicado en Diario de a bordo | 1 comentario
Etiquetas: , , , , , , ,

Salimos de Levitha con una previsión de vientos suaves del W que por la noche girarían a N y sería fuertes. Con una buena brisa, pudimos navegar las dos primeras horas hasta que se acabó. Así pues, con Constantino rugiendo, fuimos al fondeo de la isla Dhenoussa donde una vez tiramos el ancla, vino rápidamente una chica a decirnos que estábamos muy cerca de la orilla. Nosotros le explicamos que el ancla estaba lejos pero que al haber tan poco viento y el que venía era de mar, nuestro barco se acercaba pero que en las próximas horas, el viento cambiaría y nos alejaríamos. Ella insistía que estábamos cerca y que nos fuéramos más lejos. Joan Antoni le decía que levantar el ancla e ir más lejos era fondear en mucha profundidad y que si estábamos allí era por un aviso de vientos muy fuertes del Norte por lo que veníamos a refugiarnos. Ella, sin ningún tipo de miramiento, nos dijo que eso no le importaba y se fue amenazándonos con llamar a la policia. Media hora más tarde, llegó un auxiliar lleno de chicos más la chica, gritándonos que teníamos que salir de ahí, que éramos unos malos educados y que el mar era de ellos. Eso si, ellos podían llegar a la playa a motor y tener perros casi salvajes que corrían como poseídos por toda la playa llenando a los bañistas de arena. En fin, mal sabor de boca que nuestro vecino nos compensó diciéndonos que estábamos bien y que no nos preocupáramos. Luego fui a comprobar como estaba el ancla y Joan Antoni hizo lo mismo con la del vecino. La nuestra se había clavado a medias y la de él estaba de lado. Le informamos.

Por la noche y cuando el viento giró a Norte, tiré más cadena para estar tranquilos. Sopló y sigue soplando y nuestro vecino, esta mañana fue alertado por unos pescadores de que estaba garreando. Un rato después, las sábanas las tenían enganchadas y la conciencia más que tranquila, se han levantado y con toda la mayor afuera, se han ido. Nosotros seguimos aquí enganchados a la VHF ya que esta noche se esperan vientos muy fuertes. Esperemos que el ancla aguante y que las rachas que bajan por estas montañas sean moderadas.

26.05.2009 Constantino

26 mayo 2009 en 12:29 | Publicado en Diario de a bordo | Deja un comentario
Etiquetas: , , , , , , , ,

Y llegó la hora de encender el motor: le costó pero empezó a funcionar. Minutos más tarde, estábamos ya navegando hacia la siguiente parada: Marmaris.
Con poco viento y el que había, siempre en el morro, decidimos tener a Constantino encendido todo el tiempo. A eso de las 16 horas y tal cómo pronosticaba el parte, cuando es algo en contra tuyo, nunca se equivoca, el viento aumentó de forma considerable y ya no podíamos avanzar. Las olas eran enormes y Talula no podía con su alma. Buscamos un fondeo y rápidamente nos pusimos de través al mar. Talula ganó velocidad. Con 8 nudos de corredera, nos dirigimos a la bahía esperando que el lugar estuviera bien protegido. Lo estaba. Así que con el ancla abajo, busqué un agujerito de arena en medio de bosques de algas. Tiré y cuando estaba a punto de tocar fondo, la cadena se paró. Con tanto movimiento, ésta misma se pisa y se queda clavada.
Después de soltarlo todo a nivel verbal, Joan Antoni hizo marcha atrás y pude encontrar mi agujerito de arena. Más marcha atrás y el ancla enganchó bien en el fondo del mar. Con un motor que no sabes si se va encender a la siguiente vez, toda precaución es poca.
Poco después llegó el atardecer y aún no había mirado el paisaje. Malo. Cuando algo me preocupa soy incapaz de disfrutar de este viaje. Me agobia pero no puedo hacer nada para cambiar esta forma de ser. Tengo miedo que Constantino deje de funcionar. No sabemos que le pasa y eso es lo que aprieta: la incertidumbre. Además, la bomba de agua salada vuelve a perder pero como es algo que lo ves y ya sabes lo que tienes que hacer, no preocupa demasiado pero lo otro es al menos para mi, pura superstición. Me paso el día diciéndole cosas bonitas al motor para que no falle.
Prometo que cuando llegue a España haré un curso de mecánica.
Mañana al amanecer, volveremos a estrujar a estos corazoncitos.
Se encenderá? Podremos llegar a Marmaris y encontrar un buen mecánico?.
Y mientras, no pararé de decir: aupa Canstantino!!.

04.04.2009. Casi casi

4 abril 2009 en 14:31 | Publicado en Diario de a bordo | Deja un comentario
Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , ,

Fondeados en Marsa Alam (a 27 millas de la entrada de Port Ghalib). Viendo que nos tocaba una noche de espera en medio del mar con olas que nos hacían saltar cómo un pequeño saltamonte, decidimos enfocar hacia esta marsa que está al Sur de nuestra primera parada en Egipto. Llegábamos ya con el sol en mal lugar por lo que el sudor, nervios y dolor de barriga, empezaban a hacer acto de presencia en el Talula. En la guía nos hablaba de un canal estrecho, difícil y tal vez señalizado con algunas cañas; nada tranquilizador. Aún seguimos lamiéndonos las heridas. Llegamos a la entrada y vemos el arrecife del Norte. Nos aproximamos por el Sur y así con el sol bajando por el Oeste, aún nos permite cierta visibilidad. Me voy rápido a proa. Veo el canal. Empezamos la cuenta atrás. Joan Antoni me canta las profundidades. De los diez pasa al metro y medio bajo la quilla: poca agua. Si me equivoco… pues será el tercer patapam en pocos días. Vamos haciendo zig zags. Me desgañito. Entramos. Busco una zona blanca entre patatas. Tiro el ancla. Hoy nos merecemos una cerveza.

27.03.2009 AHORA “P’AQUI”, AHORA “P’ALLÁ”

27 marzo 2009 en 18:03 | Publicado en Diario de a bordo | Deja un comentario
Etiquetas: , , , , , , , , , , , ,

montaña de coral

Después de mirar el parte meteorológico, decidimos salir del fondo de la Marsa e irnos a la entrada, para así estar más cerca de la salida por si navegamos al día siguiente.
Miramos una guía antigua en formato CD y nos da un fondeo de 10 metros y fondo de arena. Vamos para allá.
Vemos la playa. Nos aproximamos. Un poco más le digo a Joan Antoni, más, más, y así reiteradamente. La profundidad no sube y la orilla está a 5 metros. Pero es que acaso hay que tirar el ancla en la orilla?.
Tiramos a 12m y toda la cadena disponible. Garreamos. Todo es una pendiente y el ancla se va al fondo. Lo volvemos a intentar. El molinete se para (está subiendo una cadena a pique que está a 30 metros). Yo voy de proa a popa cómo si fuera una carrera de obstáculos (saltando el freno de la botavara, la escota de génova y la de trinqueta, la línea de vida que también está en tensión, apartando la burda que me da en la cara….)y conseguimos levantar el ancla.

2º intento: tiro a 5 metros de la orilla. Fondeamos y con el auxiliar, voy a buscar el ancla. Mierda, se ha vuelto a ir al fondo del canal (matarile, lire…). Joan Antoni se pone los patos y nada. Fracasamos. Cogemos un cabo y el ancla de popa y nos vamos con todo a la playa. Mientras estamos tirando el cabo, vemos cómo Talula se nos va yendo. Recogemos corriendo el cabo y una vez a bordo  con casi todo el material, me voy a la playa a buscar el ancla. Salimos de allí con el corazón encogido y sin saber muy bien a dónde ir. Recuerdo un lugar. Vamos allá.
Finalmente, entre medio de rocas y corales, encuentro un agujero de arena. Tiro. El ancla engancha y respiro.
Hay más de 30 nudos de viento pero me da igual. Hoy podré dormir. Cansada y con ganas de salir del barco, Suri y yo nos vamos a tierra. Mi mirada se pierde a lo lejos. Solo quiero caminar. El viento es muy fuerte. La arena se me clava en el cuerpo y se me mete en la boca. Grito hasta quedarme sin aliento. Creo que es la primera vez que lo hago. De mi boca, sólo sale una palabra: padre.

25.03.2009 ESPERANDO LA CALMA EN MARSHA SHINAB

25 marzo 2009 en 21:50 | Publicado en Diario de a bordo | Deja un comentario
Etiquetas: , , , , , , , , , , , , ,

hay agua

Crestas amarillas

Hoy hace un día que apenas nos asomamos. Ayer y tal cómo vimos en la previsión meteorológica, llegó el viento del Norte.
Todo estaba tranquilo y la visibilidad era buena.
Allá, en la línea del  horizonte, podía ver una pared ocre que poco a poco se iba acercando. No le di mayor importancia. De repente y cómo si por un malentendido hubiera conjurado un maleficio, un ráfaga de viento inundó el aire de arena. Entré en el Talula y encendimos la electrónica. Viento constante de 34 nudos y con puntas que aullaban, nos hizo estar todo el día angustiados. Éste es el primer lugar en el Mar Rojo donde el fondo está lleno de rocas y coral. Sabemos que el ancla no está firme dentro de la arena. Pensábamos cambiar de lugar y buscar uno con mejor fondo pero justamente, las hojas de la guía naútica dónde supuestamente deberían mencionar este fondeo, no están. Más de 300 páginas y las dos que faltan son de Marsa Shinab.

Casualidad, Murphy o la maldad de las cosas?.
Decidan ustedes.

17.08.2006 San Blas; Panamà

17 agosto 2006 en 11:38 | Publicado en Empezamos | Deja un comentario
Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , ,

Hola gent,
fa dies que no donem senyals de vida i aqui van 4 ratlles sobre que hem fet i on som.
Crec que a la darrera erem a Cartagena, on vam passar-hi mes de un mes.
Abans de marxar  d’allí vam treure el Talula de l’aigua per fer fondos, doncs estava com una musclera, i ens varem pasar una setmaneta, com aquell que diu, rascant.
Despres va arribar en Carlitos de visita (un amic de la Laura) i ens vam dedicar a proveir el barco per anar cap a San Blas (Kuna Yala). Travessa amb poc vent i arribem a Isla Pinos, a l’extrem SE de Kuna Yala. Isla autèntica, sense turistes ni ningú que et vulgui vendre res, on cal respectar les tradicions (per exempla visitar al jefe del poblat, que anomenen Sheila).
Molta tranquilitat, excepte a les nits que es monten uns “pollos” de molt de cuidado: els Chocosanos. Son tempestes de pluja i vents forts repentines i força violentetes, similars al que a la badia de Cartagena anomenen “culos de pollo” i que ens van tenir “en vilo” mentre vam esser per allí. El cas es que una nit ens va agafar un xocosano d’aquests i vam començar a garrejar amb l’ancla. El problema es que no es veia absolutament res i no sabiem cap on anàvem ni cap on havíem d’anar; nomes el resplandor dels llampecs ens donava una mica d’orientació; donat que la profunditat anava disminuint i estavem envoltats per baixos i esculls (de fet vam arribar a tocar fons), em creureu si us dic que vam passar una horeta una mica xunga fins que va retornar la calma.
De Isla Pinos vam decidir anar a la part mes coneguda i visitada de San Blas i ens vam dirigir a Cayos holandeses. Vam fondejar a un lloc que els gringos anomenen la “swimming pool”, per lo protegit que esta; suposo que per aquesta rao el lloc està farcit de barres i estrelles, com si allí es sentissin protegits, fins i tot, d’Al Qaeda.
Entrant a la piscina s’ens va apareixer un angel, en la forma de un barco italià que vam coneixer a Cartagena, qui ens va advertir que anavem de dret contra uns esculls que nosaltres no veiem, ja que teníem el sol al davant, craso error de principiants. Ens vam passar gairebé una setmana al lloc on vam disfrutar de diverses nits de Chocosanos i forçes plujes: definitivament aquesta no es l’època ideal per estar a San Blas, encara que millor estar aquí que a mercè d’un huraca mes al N. Si res mes no, aquests dies ens vam permetre banyar-nos en aigues super tebies, fer una mica de snorkelling, reparar, o intentar-ho, diverses averies, i fer experiments de fondeig amb dos ancles, que van resultar molt instructius.
De Cayos Holandeses i amb el vent de morro (una constant ultimament)vam anar cap a Porvenir (el centre administratiu de Kuna Yala). Allí vam fer l’entrada oficial a Panamà i vam tenir la potra que ens caigues un xarter amb 3 Vascos “exiliats” a Madrid. El xarter ha anat molt be, la Laura ha fet uns plats deliciosos que incluien llagosta i centollos i tot plegat ens ha permes guanyar uns $ que ja ens convenien.
Van ser dos dies, en els que vam recòrrer els llocs típics en aquestes latituds: Chichimè, Isla Perro. En aquest darrer lloc, tot i portar algú assegut a la primera creueta per poder veure be els esculls, vam anar a petar contra uns; afortunadament va ser una fregada mes que un xoc i el preu van ser unes ratlladetes a la pintura nova de la quilla.
Pel que fa als vascos, tot i que eren gent culta i educada, que al principi semblaven força lliberalets i que, fins i tot, entre ells parlaven en esquerra, van resultar uns PPeros del nucli dur, que van acabar fent declaracions tals com: que el fet que a Catalunya els cartells estiguin en català elimina la llibertat (quina?, la seva?), que Herri Batasuna i ERC son el mateix i que es evident que l’11 de març, tal com segons ells (i l’Aznar) demostrarà la historia, va ser una maniobra d’ETA per treure al PP del poder.
En fi, ja son fora (i encara que no us ho creieu, hem acabat en bons termes);en Carlitos també ha marxat i tornem a estar sols. Ara ens dedicarem a fer una mica d’exploració per preparar un xarter previst pel proper dilluns. Potser, a principis de setembre, anirem uns dies a Bocas del Toro, i despres tornaríem cap aqui, a esperar el moment d’enfrentar-se amb el Canal de Panamà (octubre o Novembre).

Continuarem informant.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.
Entries y comentarios feeds.