16.09.2009 Se acerca el invierno

16 septiembre 2009 en 14:50 | Publicado en Diario de a bordo | Deja un comentario
Etiquetas: , , , , , , ,

Después de una noche de truenos y relámpagos, a los cuales agradecí una vez más para buscar la siguiente boya, por la mañana decidimos saltar a la bahía de Fornells y buscar una boya que fuera segura. Tras escuchar el parte el cual daba viento variable con fuerza 2/4 y marejadilla yendo a marejada a lo largo del día, salimos tan felices con nuestro chinchorro en el agua y toda la mayor arriba. Y fue sacar “el morro”, cuando Talula ya estaba brincando arriba y abajo y el Talulín haciendo más de lo mismo y con riesgo de romper el cabo principal y perderlo; el de seguridad se deshizo y el miedo a la pérdida era real. Las olas eran enormes y rápidamente, Joan Antoni rizó la mayor y pudimos caer lo suficiente para hacer una navegación rápida aunque nada cómoda. En una hora y media, ya estábamos entrando a Fornells y cogiendo una boya en la parte Este de la bahía que una hora después y tras un baño aprovechando el sol que se dejó ver durante ese ratito, cambiamos a otra al lado del pueblo. Tarde de perros y de Catalunya Ràdio. No había manera de poder bajar a tierra. Los chubascos se sucedían y las rachas de viento entraban una detrás de otra. Gris, lluvia y frío. Desempolvamos chaquetas y casi casi estuvimos a punto de hacer lo mismo con los calcetines pero no pudimos; todavía hay algo dentro de cada uno de nosotros que se resiste a ello.

Anuncios

29.08.2009 Buscados y encontrados

29 agosto 2009 en 13:48 | Publicado en Diario de a bordo | Deja un comentario
Etiquetas: , , , , , , , ,

A media mañana llegaron Eduardo y Yolanda (dos granadinos que fondearon el día anterior delante nuestro), para invitarnos a comer un fantástico atún que habían pescado. Poco después, apareció una lanchita azul gobernada por un pescador y con un señor de la Guardia Costera italiana todo uniformado de blanco. Después de los buenos días de rigor y sin más preámbulo, nos dijo que se nos estaba buscando y que la orden procedía de Roma vía Madrid. El señor nos confirmó el nombre de la embarcación como Talula U y luego nos nombró con apellidos completos. No entendíamos nada. Miramos nuestro sistema de emergencia (baliza) para comprobar que no hubiera saltado. Estaba todo en orden. Cuando al final y muy amablemente se fue al ver que Talula estaba perfecto y nosotros bien vivitos, conectamos con nuestra radio como cada mañana, para enviar la crónica a nuestro equipo de tierra. Sorpresa es la nuestra al recibir tremendo aluvión de mensajes junto con todos los partes meteorológicos que no habíamos recibido los últimos días. Era evidente que no solo no habíamos recibido nada sino que tampoco habíamos transmitido.
Un Oriol preocupado al ver que no llegaba nada día tras día y que no respondíamos a sus mensajes, se puso en contacto con Salvament Marítim para informarse si nuestra baliza emitía señales. De paso, les explicó la situación y ellos mismos, le confirmaron que tras 4 días sin noticias nuestras, era motivo suficiente para dar la alarma y empezar con el protocolo de búsqueda.
En fin chicos, que no os imagináis lo mal que nos sabe haberos tenido tan preocupados estos días. No sabíamos que hubiera un problema en la estación receptora de sailmail ya que sino, hubiésemos buscado un Internet aunque fuera en una casa particular.
Pero bueno, no hay mal que por bien no venga y la verdad sea dicha, agradezco el saber que tengo un super equipazo y un super Oriol allí que están velando constantemente por nosotros y nuestra seguridad.
Gracias chicos!!! aunque nos haya caído una “regañina” una vez les llegaron las crónicas :-)
Yo también he estado en tierra y con gente querida navegando y sé como uno se puede llegar a sentir y preocupar. Estaremos más pendientes si vuelve a pasar.
Y por otro lado, desearles a Ishbel que tengan una fantástica navegación hacia su querida Granada y contentos de haber pasado una jornada tan agradable a bordo de su barcazo que tanto quieren y valoran.
Suerte pareja y que pronto podáis tomar rumbo hacia el Oeste.

24.07.2009 Adiós Cícladas

24 julio 2009 en 21:40 | Publicado en Diario de a bordo | Deja un comentario
Etiquetas: , , , , , , , , , ,

Son casi las 10 de la mañana. Acabo de levantarme y tengo el cuerpo destrozado. Esto de dormir en el suelo, será bueno para la espalda pero el resto de los huesos me los siento uno por uno.

Ayer como es habitual, salimos a las 6 de la mañana para enfilarnos hacia el sur del Peloponeso. La travesía fue muy loca. Pasábamos de vientos de fuerza 6 y 7 entre los canales y en mar abierto a 10 nudos a sotavento de las islas. La jornada fue dura y con el oído atento a la radio para seguir los partes. Nos encontrábamos en el ojo del Miltemi por lo que la preocupación estaba presente. A eso de las 6 de la tarde ya llevábamos 80 millas. Increíble lo rápido que íbamos. Me hacía daño a la vista mirar la corredera y ver puntas constantes de 8,5 y 8,7 nudos de velocidad. Talula iba de través/aleta de estribor, con dos rizos y media génova y yo con miedo de que se rompiera algo. Llegamos al sotavento de Milos y por tanto última isla que veríamos a estribor hasta llegar al Peloponeso. El viento empezó a aumentar. Joan Antoni rápidamente se puso a la caña y yo me quedé sentada en la bañera a la espera de ver que acontecía para actuar. 35 nudos y seguía subiendo. Amollo toda la mayor y empiezo a recoger la génova antes de que la racha haga algo malo con ella. Me cuesta. Joan Antoni, hace terribles esfuerzos para controlar la caña. Talula se quiere ir de orzada pero no se lo permite. En cuestión de segundos, el aire se llena de espuma y Suri queda moteada. Tenemos 45 nudos de viento, vamos a 9,3 nudos de velocidad y no podemos hacer nada. Habría que poner un tercer rizo y sacar la trinqueta de castaña pero no podemos. Si rizamos, nos arriesgamos a romper algo así que aguantamos y rezamos para que esto baje. Media hora después y con los nervios a flor de piel y la energía agotada, nos quedamos sin viento. Llega la noche y yo lo único que pienso que una noche como este día, no podré aguantarlo. Parece que alguien me oye y la suerte me sonríe. Ha sido tranquila, con vientos moderados a flojos. Apenas he podido dormir pero al menos mis nervios se han mantenido templados. Algo es algo. Ya veremos si las previsiones se cumplen y empezamos a tener un poco de calma. Necesito dejar de oir aullidos. Necesito el silencio del aire, la mar en calma con un pequeño bamboleo, las risas a bordo del Talula, que Suri deje de temblar y que duerma cómo gato panza arriba y sobre todo, poder comer algo caliente.

15.05.2009 Entre filtres i verdures

15 mayo 2009 en 17:33 | Publicado en Diario de a bordo | Deja un comentario
Etiquetas: , , , , , , , ,

Ahir era dia de preparació per un altre saltet cap a l’oest: posar gas-oil, comprar menjar fresc, revisar motor. Al fer això darrer veiem que el filtre d’aigua de mar està brut; per netejar-lo cal obrir la tapa, la qual es resisteix fins que…peta!. Problema!. Cal trobar un filtre nou!. Comencem a investigar i aviat veiem que no serà fàcil. Dos hores de trucades, voltes i preguntes més tard és evident que en aquestes latituds es fa entrar l’aigua directament al motor (?!) i que si volem un filtre nou, cal demanar-lo a Istanbul. Com si fóssim de nou al Pacífic, hem de recórrer al bricolatge creatiu; afortunadament Déu va inventar l’epoxi i a primera hora de la tarda tenim una tapa rehabilitada.

Una mica més tard ens visita en Goru qui ens regala dos bosses a rebentar de fruita i verdura; diu que ho ha recollit a l’hort del pare, però és evident que ho ha comprat a un supermercat i pagat de la seva butxaca la qual, intuïm, no està sobrada; ens deixa ben clar  que no vol res a canvi, de manera que no ens queda altre que acceptar el regal humilment. El nostre dèficit de Karma amb els que menys tenen, no deixa de créixer.
Com que demà ens separarem del Champfleury, veler francès amb qui venim compartint estela des del Líban, anem a sopar plegats a un restaurant on, per un cop, intentarem saltar-nos el “Tantuni”, el fast-food local. Mengem una selecció d’especialitats de la regió, totes delicioses i amb noms impronunciables; per regar-ho, tastem el “Salgam Suyu”, beguda de color vermell intens i de gust salat i picant, feta de raves, especialitat de Mersin. Filtres no en tindran, però a la taula poc els podem ensenyar.

11.05.2009 Quatre hores a Síria

11 mayo 2009 en 13:44 | Publicado en Diario de a bordo | Deja un comentario
Etiquetas: , , , , , , , , , ,

La nit d’ahir era una d’aquestes de calma a la Mediterrània en que la lleugera boira i la textura oliosa de l’aigua no et permeten diferenciar on acaba el mar i on comença el cel;  no sabies si navegaves o flotaves; una sensació d’irrealitat accentuada per la lluna plena. Poc després d’esclatar l’alba entràvem en aigües territorials sirianes i, a dotze milles de Lattakia (l’únic lloc on es pot arribar amb veler), començàvem el vall de trucades per ràdio a les autoritats. Amb aquestes, mal que bé, vam parlar, però amb la marina on ens dirigíem, de la qual no sabíem la ubicació, no vam aconseguir comunicar fins estar ja dins el port. Aviat vam descobrir que la “marina” consistia en la paret d’un moll, on hi havia un veler i un parell o tres de motores, a la  qual pretenien que ens hi amarresim de popa tirant primer l’àncora. Donat que l’aigua i el fons estaven plens de plàstics i deixalles, l’ús de l’ancora no era aconsellable, especialment si preteníem deixar el Talula uns dies per visitar Damasc. Després d’una estona, vam aconseguir que ens passessin un línia de mort ronyosa, curta i d’aparença dubtosa. Un cop a terra vam saber que els serveis de la “marina” es reduïen a una dutxa a dos-cents metres de distància. Això si, els preus per amarrar-se a la paret estaven a l’alçada dels d’una marina de cinc estrelles, als quals, a més a més, calia afegir quasi un 20% d’impostos i un bon grapat de dòlars per fer els tràmits d’entrada i sortida al país. Una mica tips del que sembla ser el modus operandi d’aquests llocs, primer t’estafen descaradament i després et demanen propina, vam comunicar al nostre interlocutor, l’únic que parlava anglès, que els preus eren abusius i que si no ens feien un descompte substanciós, ens en tornàvem per on havíem vingut; després d’un parell d’anades i vingudes, l’interlocutor ens va oferir un descompte que situava el preu d’amarrar-se a la paret cinc vegades per damunt del que pagàvem al Líban, una marina amb cara i ulls. En vistes d’això, i presumint que aquesta seria la tònica general, vam dinar, vam recollir amarres i, quatre hores després d’arribar-hi, vam dir adéu a Síria, frustrats però amb la dignitat alta i la butxaca, intacta. Tot un rècord d’estada que no donarà per fer un “Síria segons Talula”. Turquia, ja venim!

07.02.09. 10:45am

7 febrero 2009 en 10:45 | Publicado en Diario de a bordo | Deja un comentario
Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Después de una noche donde se ha dormido poco debido a los golpes que daban la génova y la mayor por falta de viento, he desistido en mi tercer intento de dormir un poco y a las 8:30am, me he dispuesto a preparar el desayuno a base de naranjas, tostadas con queso fundido, huevos y café. Mientras, JA ha estado oyendo una rueda a través de la radio a la que nos hemos presentado para comunicarnos con el resto de los barcos que hacen el mismo recorrido (Maldivas-Omán) y de esta forma, continuar con ellos de cara al Mar Rojo.

Hace pocos minutos estaba sumergida con el capitán Nemo contemplando magníficos escenarios bajo el mar.

Cuando acabe esta redacción, no sin antes haberme levantado al menos una vez para otear el horizonte a la búsqueda de mercantes, seguire con Julio Verne y a las 11.30am, empezaré la difícil labor de ponerse ante los fogones, aunque la verdad sea dicha, llevamos unos días de navegación tan idónea como insólita, que cocinar, no supone una tortura.
Hoy prepararé un arroz con pesto y jamoncillo de lata que compré en Papúa-Nueva Guinea. Luego tomaremos nuestro último capuccino Indocafé (comprado en Indonesia) y JA lavará los platos que vuelve a ser, como el cocinar, un ejercicio de equilibrio donde, con un pie bombea el agua salada (todo se lava con agua de mar y en gran parte también cocinamos con ella)), con el otro se mantiene y con las manos, a duras penas, frota los platos y los enjuaga.
Entre oteadas y comprobando el rumbo y la intensidad del viento para ajustar las velas, pasaremos la tarde. JA se dedicará a la traducción y yo a estudiar. Luego vendrá la hora de la cena a las 18.00pm, encendida del motor durante 5 minutos para mover el aceite de la cola y Joan Antoni se irá a descansar un rato para luego así, a las 20h, empezar su primera guardia que acabará a las 22h, hora que le relevo hasta las 24h. Aquí cambiaremos otra vez el turno y a las 3 de la madrugada, JA me despertará para hacer mi última y horrible guardia que durará hasta las 6 de la mañana. Y así un día más, dormiré hasta las 8:30am y vuelta a empezar.

Blog de WordPress.com.
Entries y comentarios feeds.