24.03.2006 Tortuga

24 marzo 2006 en 19:28 | Publicado en Empezamos | Deja un comentario
Etiquetas: , , ,

Un curt misatge per participar-vos a tots que, despres de quasi dos mesos de sedentarisme a Puerto La Cruz, ahir varem salpar i avui hem arribat a la illa de Tortuga (10º59N, 65º23W).
La travesia va ser durilla, doncs al rovell acumulat despres de tantes setmanes de no tocar ni roda ni timó, s’hi varen afegir quasi 30 nusos de vent i un mar força encabritat. Fins i tot la Suri, que com aquell que diu ha nascut al barco, es va marejar.


Pero avui ja som a l’illa del tresor, on haver-hi no hi ha res, excepte que cada cop que surts a coberta no et pots creure que el color de les aigues pugui ser tan turquesa.

Seguirem informant-vos

Anuncios

20.03.2006 2ª etapa

20 marzo 2006 en 19:49 | Publicado en Empezamos | Deja un comentario
Etiquetas: , , , , , , , , , , , , ,

A punto de abandonar estas tierras venezolanas, os envío cuatro líneas antes de dejar “la civilización” y por tanto internet. Después de Cubagua, partimos rumbo a continente visitando el Golfo de Cariaco. Fue una semana en la que nos adentramos en bahías ubicadas dentro del golfo y que por su paisaje, parecía una imagen lunar.
A la entrada de laguna Grande, recuerdo como nos costó encontrarla y más adelante, según ibas entrando, la tierra sobresalía como si fueran dedos rodeados de agua. Nosotros y dos barcos más, fondeamos en medio de “los dedos” y todo a nuestro alrededor era totalmente agreste. El paisaje básicamente era tierra roja con cactus y un pequeño cordón de manglar que rodeaba la orilla, siendo la única nota verde entre tanta aridez.
Por la noche, la luz de la luna hacía que la montaña se volviera gris y plateada y en medio de esa tenue luz, sólo podías oír las ranas y alguna que otra rapaz que viven encima de los cactus.
Finalmente abandonamos el Golfo de Cariaco ya que los pescadores nos contaron que hacía relativamente poco habían “cortado a un gringo”, por lo que la situación se volvió bastante incómoda. La verdad es que éste es el gran problema que hay en Venezuela: la piratería.
Vienen por la noche y te entran en el barco con pistolas, exigiéndote todo el dinero que lleves a bordo y si no llevas, mala suerte para ti ya que la paliza la tendrás igualmente y con peligro de que te peguen un tiro.  Pero bueno, eso hace que vayamos con otros barcos que a su vez van armados y que prodigan
abiertamente para que los piratas lo sepan.
Luego nos fuimos a Mochima y Chimana, siendo parques naturales llenos de particularidades y de gran belleza aunque continuando con la tónica de la aridez que ya vimos en Cariaco.


Al final dejamos las islas para llegar a Puerto la Cruz y coger al cabo de pocos días  un avión que me transportó en pocas horas a Europa (lo que yo hice en 17 días, ese aparato lo consiguió en 7 horas). Fue una visita relámpago ya que el mes pasó sin apenas enterarme. Fueron prácticamente días con mi familia en la masía y otros en Barcelona a la búsqueda de recambios, piezas para el barco, reparaciones y demás que me ocuparon la gran parte de mi tiempo y que a su vez, no me permitió ver a todas las personas que me hubiera gustado tomar con ellos al menos un café. Por tanto aprovecho para disculparme y que sepáis que me fue totalmente imposible.
Y ahora ya llevo casi tres semanas  que me han servido para reubicarme otra vez en este ambiente marino y visitar Caracas y  el pueblo donde me crié. Días especiales  que además tuve la suerte de hacerlo con Mª Inés y Norma, llevándonos de paseo a todas partes y haciéndonos todo más agradable y fácil y como no, de disfrutar de un lebranche a la plancha

 que nos tomamos en la Laguna de Tacarigua 

y contemplar por pura casualidad a unos “Ibis rojos” (creo que se llaman así), que nos dejó a todos con la boca abierta ya que son unas aves de un rojo estridente y con un pico largo y curvado hacia adentro. Además pudimos parar el coche en medio de la carretera (evidentemente todo carro que pasó protestó incluso uno en el que iba un tipo con su perro en el maletero) y hacer fotos que quedaron como dicen aquí bien “chévere”.


Y ahora mientras yo os escribo, “el capi” está preparando el plan de navegación hacia la isla Tortuga.

De allí pasaremos a Los Roques y finalmente dejaremos las tierras venezolanas para llegar a República Dominicana, Cuba y en junio, volver a continente ya que es cuando empieza la época de huracanes en el Caribe. Eso puede significar ir a Colombia y luego Panamá o bajar a Panamá vía Nicaragua, las islas Providencia, San Andrés y Costa Rica. En fin, ya se verá cual será la última decisión.
De momento recibid un gran abrazo de mi parte y espero que en esta segunda etapa de mi viaje, las cosas fluyan mejor (haya menos nervios) y sobre todo, que el Talula se estropee menos y los vientos nos acompañen.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.
Entries y comentarios feeds.